top of page

Maternar entre mujeres: un breve acercamiento a la maternidad homoparental

Desde hace un par de años ya, en BRAVA nos tomamos el mes de mayo para hablar y reflexionar sobre la maternidad y los temas que nos inquietan y nos atraviesan. Este año le dimos mucha vuelta a las aristas poco reconocidas de la maternidad mainstream que vemos en redes. En esta línea, la representación en la maternidad ha sido uno de ellos. 


La realidad es que en la era de la inclusión, la frase “madre solo hay una” todavía se escucha. ¿Cuánto pensamos en las maternidades homoparentales entre mujeres? ¿Qué representación tienen en la comunicación, en el diseño de políticas laborales y experiencias burocráticas? ¿Cuánto sabemos de los desafíos que les toca transitar? 


El año pasado se desató una polémica cuando el MSP prohibió un método de reproducción denominado ROPA (Recepción de Óvulos de la Pareja), que permitía a la pareja compartir el proceso de búsqueda de una manera diferente, donde una de ellas aportaba el ovocito que se fecundaría a través de una FIV y la otra recibía el embrión para gestar.


A finales del año pasado el método ROPA fue prohibido por el MSP tras el análisis de dos abogados que interpretaron que "no existía sustento legal" para realizar esta práctica en el país. Sin embargo, gracias al trabajo del Colectivo Dos Mamás, se echó para atrás esta resolución. Pero no podemos evitar preguntarnos, ¿qué “sustento legal” puede determinar o dictar la forma en la que dos mujeres pueden elegir vivir la maternidad, desde sus inicios? ¿por qué la experiencia de comenzar una familia tiene que ser diferente a la de cualquier otra pareja? ¿en qué aspectos se parece y en cuáles se diferencia? 


De estas y otras cuestiones conversamos con dos parejas amigas que nos acercaron sus historias para que un año más, abramos una nueva conversación con ustedes. 



Madre hay más de una


¿Podrían presentarse brevemente y compartir algo sobre su historia como pareja? 


SU Y FER: Somos Su y Fer, las mamás de Simón. Hace ocho años que estamos en pareja. Nos conocimos en Montevideo, por amigas en común. Nos flechamos de entrada, básicamente nos enamoramos y luego nos mudamos juntas. Con el tiempo decidimos hacer un proyecto de familia y cambiar un poco nuestro estilo de vida. Dejamos la ciudad, elegimos movernos a un entorno más natural para construir nuestra casita y comenzar a agrandar nuestra familia.


PAREJA ANÓNIMA: Van a ser 15 años que estamos juntas y 4 años que decidimos ampliar la familia



¿Cómo fue el proceso de decisión para convertirse en madres? ¿Hubo algún momento particular que les hizo tomar esta decisión?


SU Y FER: A mi (Su) siempre me habían gustado los niños y a Fer también, entonces como que ya teníamos ese carisma y esas ganas de en algún momento compartir ese amor nuestro con un hijo también. Nosotras siempre habíamos pensado en adoptar, pero cuando nos surgió la oportunidad de que el Fondo Nacional de Recursos nos cubriera una parte del tratamiento dijimos “esto es posible, hagámoslo”. 


Las dos estábamos de acuerdo en hacerlo por esa vía pero al conversarlo bien entendimos que todavía no era el momento, que sería un poco más adelante. Así que me quedé con todo ese sueño ahí, para en algún momento concretarlo juntas.


En aquel tiempo además, estaba acompañando a mi mamá que ya estaba muy viejita y no podíamos tener un niño. Una vez terminado todo el proceso de mi madre, que ella parte al cielo, y que quedamos solo nosotras, sentimos que era el momento de hacerlo. 


Yo nunca había pensado estar embarazada, siempre pensé ser madre, pero de otra manera, más por adopción. En el momento de comenzar a concretar, mi pareja me dice que no se animaba a transitar un embarazo, porque le daba miedo. Para mi fue revelador, porque yo estaba convencida de que iba a ser ella, pero en ese momento el miedo se transformó en amor y el deseo de ser mamás era mutuo y muy fuerte, así que le dije “si vos no te animás, yo lo hago” y así fue. El amor transformó todo, pasó por arriba del miedo, ahí empezamos el camino.

PAREJA ANÓNIMA: Nos llevó tiempo decidir cuando era el momento más adecuado, pero deseábamos y esperábamos con mucho amor



¿Cuáles fueron los principales desafíos que enfrentaron en la planificación de la maternidad? (por ejemplo, aspectos legales, búsqueda de métodos de concepción, apoyo médico, etc.)


SU Y FER: Fue un proceso súper lindo, pero con bastantes desafíos también. Por ejemplo, aspectos legales, búsqueda de métodos de concepción, apoyo médico, etcétera. Con el Fondo Nacional de Recursos no fue muy complejo, si bien tuvimos que presentar bastante documentación, pero como cualquier otra pareja heterosexual, fue básicamente lo mismo. Lo complejo era que en los aspectos legales solo una de nosotras era la madre y la otra no figuraba en nada, que eso en realidad cuando son dos mamás, a la que no gesta le hace sentirse como un poco desplazada. Nosotras como pareja estabamos muy unidas y la búsqueda era tal y tanta, que íbamos por esa meta, pero en cierto modo ese manejo legal que te deja por fuera te hace sentir que sos poco menos madre, aunque sepas que no es así.


Un poco por esto nos surge la idea de casarnos, porque de otra forma tampoco podría haberle dado mi apellido a nuestro hijo, en los papeles no iba a estar registrada como su mamá. Así que por ese lado, la unión civil tuvo un rol importante que igual nos entusiasmó un montón, fue hermosa y lo celebramos, pero estaba ese peso de la legalidad para formalizar que mi hijo era realmente “mío”. El aspecto legal además se extiende no solo al registro, incluso durante el embarazo y la preparación del parto -si bien los médicos que nos atendieron fueron todos divinos-  una de nosotras figuraba como la acompañante, pero no como la otra mamá. Varias veces nos tuvimos que manifestar, porque claro, a nivel legal solo una era la mamá, la gestaba e iba a dar a luz a su hijo, pero hasta que no hiciéramos todo el proceso de registro había un vacío, mi hijo parecía que no era mi hijo.


Eso fue un poco complejo y también doloroso en cierto modo, porque las parejas heterosexuales tenían derecho de entrada a tener a su hijo y asumirse ambos como madres/padres, y en nuestro caso, una de nosotras tenía que pelear por eso y demostrarlo.


PAREJA ANÓNIMA:

El proceso para lograr la gestación no nos resultaba claro, tampoco en la mutualista nos sentimos tan cómoda y recurrimos a una clínica privada que nos informó del proceso y los pasos a seguir, fue más cálido. También los pensamientos de cómo sería la crianza en una familia no tradicional nos generó inquietudes.PAREJA ANÓNIMA


La decisión de casarnos para ponerle nuestros apellidos sin tanto trámite para lograrlo, es algo que no sucede en las parejas heterosexuales.

¿Cómo describirían su experiencia durante el embarazo y el parto? ¿Recibieron el apoyo necesario de los profesionales de salud?


SU Y FER: En eso creo que ambas nos sentimos bastante bendecidas porque recibimos mucho apoyo tanto de los ginecólogos y ginecólogas como de las parteras y de todo el equipo que estuvo trabajando durante el embarazo. Fueron cuatro días que estuvimos ahí en el sanatorio durante el nacimiento de nuestro hijo y fue hermoso, nos dieron todo el apoyo, la verdad que de eso no tenemos nada más que cosas buenas para que decir.


PAREJA ANÓNIMA: Fue todo muy correcto la verdad, pero veníamos con expectativas o miedos de que pudieran surgir algunas diferencias que nos provoque un mal momento y no fue así.



¿Hubo algún prejuicio o desafío específico que enfrentaron debido a su orientación sexual?


SU Y FER: Por suerte ya estamos en un momento donde hay muchos antecedentes de maternidad con dos mamás y no tuvimos que enfrentar tantos desafíos en ese aspecto. Para nosotras el apoyo de nuestra familia y amistades fue de lo más importante con lo que contamos.


En línea con esto quiero decirle a quienes tengan el deseo de maternar,  que lo intenten. Que no se pongan a si mismas el prejuicio,  porque a veces el sentimiento de ser madre es muy fuerte y en nuestra experiencia cuando lo sentimos y lo decidimos como que no hubo un vuelta atrás.Y una pensaría que es sencillo pero veces no es tan fácil quedar embarazada como parece, en nuestro caso fueron muchos intentos, tres para ser exactas y en cada uno de ellos era la esperanza de que íbamos a quedar. En cada uno que no funcionaba perdíamos la energía y la fuerza, nos entraba la duda de si lo lograríamos o no. Te pasan millones de pensamientos, pero seguimos insistiendo porque sabíamos que nos sostenía el amor que sentíamos y eso de que la vida es cuando tiene que ser, entonces confiamos plenamente en el proceso y al final se nos dio.


PAREJA ANÓNIMA: Hay falta de información y conocimiento de marcos legales, o dan por hecho en una consulta ginecológica que a una la acompaña un marido.


¿Cómo ha sido el apoyo de sus familias y amigos durante y después del proceso de maternidad?


SU Y FER: Nosotras realmente nos sentimos muy bendecidas y apoyadas por todo el entorno, nuestros amigos, familias, todos nos dieron para adelante y fueron una gran red de contención para todo el proceso y lo siguen siendo.


PAREJA ANÓNIMA: La familia es un pilar importante al igual que las amistades y en su mayoría compartieron y apoyaron nuestra decisión de maternar, al comienzo costo más.



¿Existen grupos de apoyo o comunidades que les hayan ayudado a navegar su experiencia como madres de una familia homoparental?


SU Y FER: La verdad que desconocemos, por lo pronto acá donde vivimos no hay, el apoyo fue de la familia y de amigos que nos quieren y apoyaron y de todas estas ganas de ser familia, ¿no?.


PAREJA ANÓNIMA: No, no recurrimos a algún grupo de apoyo pero tuvimos la dicha de amigas que transitaron este camino y fueron un gran apoyo. Desconocemos si existen grupos de apoyo.



Basado en su experiencia, ¿qué aprendizajes consideran más valiosos para otras parejas de familias homoparentales que estén considerando la maternidad?


SU Y FER: Yo creo que el aprendizaje que nos deja es que lo vivan, que es hermoso, que lo vivan naturalmente y como que fuera cualquier otra pareja. Nosotras lo vivimos con naturalidad, se lo contamos con naturalidad a nuestros amigos, a nuestras familias y vivimos de una forma como una familia tradicional con la cabeza en que el amor es lo que puede todo.


PAREJA ANÓNIMA: El proceso mientras intentas quedar embarazada es una mezcla de sensaciones, el no saber si después de cada intento quedamos o no. Es una etapa que encierra coraje y miedos, porque es una decisión muy planificada donde juega la ansiedad y la frustración. El aprendizaje es tratar de ir paso a paso y no desesperarse.



¿Cómo ha cambiado su relación de pareja desde que se convirtieron en madres?


SU Y FER: Ha cambiado en muchos aspectos: nos ha fortalecido como pareja, nos ha unido un montón con altibajos.  El nacimiento de nuestro hijo fue el día más increíble de nuestras vidas y nos ha cambiado porque hemos adquirido una responsabilidad gigantesca, pero también se llenaron nuestras vidas de alegría, porque él es como una lucecita en nuestras vidas. Esto todos los días refuerza como esa chispa de alegría entre nosotras, por ejemplo él con sus abrazos -que nos abraza a las dos juntas- casi que te diría que nos obliga a tener momentos de ternura familiar. Porque a veces andamos las dos a las corridas haciendo una cosa u otra y él nos hace parar, bajar un cambio, hacer una pausa y realmente vivir el amor en el presente.


PAREJA ANÓNIMA:Nuestra vida cómo pareja cambió al comienzo de la maternidad. El tiempo libre para nosotras se achicó y los primeros tiempos se enfocaron en el cuidado y crianza de nuestro hijo, pero la vida no se acota, al contrario,  se amplía y se disfruta de otra manera.



¿Cómo enfrentan la corresponsabilidad?


SU Y FER: Poniéndonos todas las pilas, queremos lo mejor para nuestro hijo y lo mejor en su experiencia de vida y en contacto con el entorno, con este mundo y obviamente que lo mejor a nuestro criterio. Nuestra responsabilidad es compartida, es un 50-50 y para que esto funcione tenemos que ponerle ganas las dos y así lo hacemos todos los días.


PAREJA ANÓNIMA:Siempre tratamos de que fuera compartida la dedicación, pero en los primeros tiempos el bebé buscó y necesitó más a la madre gestante por la lactancia. A medida que fue creciendo se va despegando ese vínculo y cambia las preferencias.



¿Qué barreras siguen enfrentando en la sociedad debido a su estructura familiar?


SU Y FER: Yo creo que un montón de barreras ya se han bajado, gracias a toda la lucha de un montón de personas, y bueno, de nosotras mismas también. Pero obviamente algo siempre hay, por ahí una tiene que estar aclarando, “yo soy la otra mamá. Sí, somos dos mamás”. Como que por momentos, es inevitable tener que aclararlo o recalcarlo, pero en el entorno que nos movemos y en el entorno que estamos acá donde vivimos, creo que un montón de barreras ya fueron derribadas.


PAREJA ANÓNIMA: Alguna vez se escucha algún comentario por debajo que dejas pasar, o algún cuestionamiento de cómo se va a criar, pero que al final hablan más de los prejuicios de quien lo dice que de nuestra realidad como familia.



¿Hay políticas o leyes que les gustaría ver implementadas para mejorar la experiencia de parejas no heterosexuales que desean ser padres/madres?


SU Y FER: Estaría bueno que fuera como un poco más equitativo el proceso, en el sentido de que desde primera instancia si se presentan dos personas, ya sean dos mujeres, dos hombres o un hombre y una muje,  a conformar una familia que sea a la par desde entrada. Que a nivel legal las dos podamos figurar como madre desde el vamos, más allá de quién gesta. Me parece que hay vacío legal en ese sentido así como también en el uso del lenguaje. En todos los documentos oficiales o papeles que una hace los campos por default son de “madre-padre” y eso también como que en cierto grado te choca, ¿por qué si si pueden haber dos padres o dos madres o incluso una persona sola? La consideración hacia otros modelos de familia en el lenguaje también ayudaría a que sea un poco más equitativo.


PAREJA ANÓNIMA:Si, por ejemplo la obligatoriedad de una unión civil. ¿Por qué en una pareja heterosexual el hombre puede reconocer un hijo sin estar casados y en una pareja de mujeres no se puede? Falta capacitación en los puntos importantes como lo que respecta al BPS y el Registro Civil, sobre la Licencia Parental tomada por la madre no gestante en BPS o el llenado de formularios con el “don” en el Registro Civil.



¿Cómo ha sido su experiencia en el lugar de trabajo en relación con su maternidad/paternidad?


SU Y FER: Nosotras dos trabajamos de forma independiente y cuando se es trabajadora independiente las reglas son otras y tenés que manejar tu tiempo, tus horarios y tus recursos y bueno, todo lo que conlleva. Igualmente recibimos el apoyo que reciben todas las madres de BPS, licencia por maternidad por el monotributo y de la caja profesional también, así que en ese sentido estuvo bien. En eso fue igual que cualquier pareja heterosexual.


PAREJA ANÓNIMA: En mi trabajo no existió problema respecto a la maternidad. No hay políticas, pero tampoco las hay para otro tipo de familias. Las licencias se tomaron dentro de la normativa vigente y son insuficientes para toda clase de familia y en su momento nuestros trabajos no manejaban la flexibilización laboral para nadie



¿Hay algo más que les gustaría compartir sobre su experiencia que crean que pueda ser de ayuda para otros en situaciones similares?


SU Y FER:Y lo que venimos diciendo, que lo intenten, que formen familia, que lo hagan de la forma más natural posible, que cada uno de nosotros en esta lucha por la igualdad es el que marca la diferencia en cómo hacemos las cosas, en las ganas que le ponemos, en el cariño que le ponemos y en cómo lo transmitimos de una forma respetuosa, de una forma amorosa. Y yo creo que ese es el mejor ejemplo que podemos dar.


PAREJA ANÓNIMA:

Es un camino que lleva tiempo y muchas etapas. Lo importante es informarse y disfrutarlo.

23 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

¡2023 fue un gran año!

¡Hola! Queremos tomarnos un momento para agradecerte por haber compartido con nosotras este año lleno de desafíos y oportunidades de hacer las cosas diferentes y de descubrir en conjunto, nuevas persp

コメント


bottom of page